MENÚ
Inicio / Blog / La vida después de sufrir un ictus
mejores residencias de ancianos de Madrid

Blog

La vida después de sufrir un ictus

Como una de las mejores residencias de ancianos de Madrid hemos dicho en reiteradas ocasiones que es clave detectar y actuar ante los primeros síntomas de un ictus teniendo en cuenta que estos suelen ser bruscos o repentinos. Pero, ¿qué hacer después? ¿Cómo retomar la rutina tras haber padecido un infarto cerebral? Lo vemos en las siguientes líneas.


Las señales más frecuentes del ictus son las alteraciones de la visión (pérdida brusca, visión doble) y la pérdida de sensibilidad (sensación de acorchamiento u hormigueo). Por supuesto, también la pérdida de fuerza en un lado del cuerpo (cara, brazo o pierna derechos o izquierdos), alteraciones en el habla y dolores intensos de cabeza, desequilibrio o alteraciones en la conciencia.

Hay que tener claro que padecer un ictus no siempre implica que la persona deje de ser autónoma. De hecho, en los Los Nogales recordamos que está demostrado que una vida social activa mejora el estado psicológico de los pacientes y favorece su recuperación. Es importante buscar asesoramiento para las actividades de ocio, consultar con el médico al respecto. Es clave cuidar, apoyar y ayudar a la persona afectada pero sin caer en la sobreprotección.

Tasa de incidencia

El ictus es la segunda causa de muerte en España, la primera entre las mujeres. La Sociedad Española de Neurología (SEN) revela que cada año entre 110.000 y 120.000 personas sufren un ictus en España. Un 50% queda con secuelas discapacitantes o fallecen. Además, a día de hoy más de 330.000 españoles presentan alguna limitación en su capacidad funcional tras haber sufrido un ictus.

La recuperación

Muchas veces es posible que no se logre una recuperación completa del paciente. Por eso, el objetivo de la rehabilitación es ayudarle a adaptarse a su nueva situación para recuperar la autoestima y mejorar su autonomía. Esta suele comenzar en fases precoces ya durante la estancia en el hospital. En las lesiones moderadas o graves, la mayor parte de la recuperación se da en los tres primeros meses tras el ictus. Después, la recuperación sigue de forma más lenta hasta los seis meses como mínimo y algunos pacientes continúan con una recuperación leve hasta incluso el año.

TAMBIÉN LE PUEDE INTERESAR:

Estancias temporales: qué son y qué servicios se incluyen

Muchos mayores a la hora de las vacaciones, prefieren evitar los largos desplazamientos y la humedad de la costa y quedarse en sus ciudades. Esto supone un problema para los familiares de aquellas personas que presentan una mayor dependencia, que tienen que buscar una alternativa para cuidar de sus mayores durante sus vacaciones. De esta forma, muchos de ellos recurren a una estancia temporal en centros socio-sanitarios como los de los Los Nogales. Este servicio de estancias temporales, es clave para el descanso del familiar y una alternativa a los largos desplazamientos veraniegos. A continuación podrá conocerlos más en detalle....

Ranking de residencias de ancianos en Madrid

Cómo mejorar el suelo pélvico de las personas mayores

Nuestros centros geriátricos encabezan el ranking de residencias de ancianos en Madrid y, en gran parte, es debido a la amplia variedad de servicios especializados con los que contamos para cuidar la salud de los mayores. Además de disponer de programas específicos para prevenir enfermedades, en nuestros centros llevamos a cabo la preparación previa y la rehabilitación posterior de intervenciones qurúrgicas. Por otro lado, nuestro equipo cuenta con gran experiencia atendiendo los llamados “síndromes geriátricos” entre los que se encuentran algunos tan variados como las fracturas por caídas, la depresión, el deterioro cognitivo o la incontinencia urinaria....

configDate =
cookieDate =

Configuración de cookies

Las cookies son importantes para ti, influyen en tu experiencia de navegación. Nos ayudan a proteger tu privacidad o darte acceso seguro con tu usuario a https://www.los-nogales.es. Usamos cookies analíticas, de personalización y publicitarias (propias y de terceros) para hacer perfiles basados en hábitos de navegación y mostrarte contenido útil. Recogeremos tu elección anónimamente. Siempre podrás cambiar tu configuración, desde la página de Política de cookies.

(Tardarás aproximadamente 4 minutos)

Este es el configurador avanzado de cookies propias y de terceros. Aquí puedes modificar parámetros que afectarán directamente a tu experiencia de navegación en esta web.

Cookies técnicas (necesarias)

Estas cookies son importantes para darte acceso seguro a zonas con información personal o para reconocerte cuando inicias sesión.

Permiten medir, de forma anónima, el número de visitas o la actividad. Gracias a ellas podemos mejorar constantemente tu experiencia de navegación.

Dispones de una mejora continua en la experiencia de navegación.

También puedes continuar rechazando todas las cookies opcionales: